domingo, 20 de enero de 2013

Epitafio




¿Nos merecemos los ciudadanos esta caterva de sinvergüenzas, ladrones, aprovechados y corruptos?





36 comentarios:

  1. Algún día la honradez saldrá como un zombi y se comerá a más de uno.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. ¡Te acompaño en el sentimiento!

    Ojalá sea pronto el "apocalipsis" y resuciten las virtudes sin las que la convivencia es imposible.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Uno, al conocer estas cosas tan abominables, cuanda tanta y tanta gente lo pasa mal, se pregunta si hubo alguna vez honradez en la clase política. No lo sé, pero cada vez tiene uno menos ganas de leer el periódico o ver los telediarios. Buen domingo, Cayetano, parece que la ciclogénesis va ya de paso. Saludos.

    ResponderEliminar
  4. Yo sólo puedo dar mis condolencias a todos lo españoles por la muerte de la decencia, la moral y la honradez. Murió la pobre en soledad, abrumada por el peso de la podredumbre política, mientras los ciudadanos hacían todo lo posible por reanimarla. Vano intento. Falleció por la desidia de las administraciones, sola, porque los políticos no permitieron la entrada de los aflijidos ciudadanos. Su enfermedad se vislumbraba, todo hacía presagiar lo peor, pero las evidencias de su enfermedad se hicieron patentes en los dos últimos años. Descanse en paz.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  5. Yo ya estoy pasando de indignada a directamente furiosa. Es demasiado. No han dejado nada en pie; han arramblado con todo por sistema. Se siente una rabia y una impotencia tremendas.

    Feliz domingo, si es que es posible.

    Bisous

    ResponderEliminar
  6. Cayetano, en mi opinión, nos la merecemos. Y no me tengo por pesimista, pero la realidad es tozuda.

    Al la gran mayoría de los votantes solo les interesa el fútbol, la telebasura y las telenovelas, no les interesa informarse y son presa de la manipulación. Por eso votan a corruptos:
    http://elartedelaestrategia.blogspot.com.es/2012/07/los-votantes-tienen-su-parte-de-culpa.html

    Saludos

    ResponderEliminar
  7. Es duro,pero como decía Simone de Beauvoir, lo mas escandaloso que tiene el escandalo es que deja de serlo

    ResponderEliminar
  8. .... y muchas más cosas, como las verguenzas. Bsss.

    ResponderEliminar
  9. Parece ser que la idea es: "Pónganme donde haya..."

    La corrupción, mientras no se persiga realmente y se castigue, seguirá campando...Y lo peor de todo es que nos estamos acostumbrando.

    Saludos Cayetano

    ResponderEliminar
  10. La Fuensanta y el Antón: a ver si es verdad, aunque le puede dar un cólico.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  11. Francisco: el cambio de orientación que este país necesita es urgente.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  12. Paco: ya dejé hace tiempo de comprar prensa. Si quiero noticias me meto en
    las de Google o en Kiosko.net; pero gastarme un euro para que me mientan unos y otros... va a ser que no.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  13. Carmen: creo que habrá que resucitarla. Nos lo demandan nuestros hijos y nietos; si no... menuda herencia les vamos a dejar.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  14. Madame: eso es lo que yo también siento... rabia e impotencia.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  15. Carolus: esperemos que este país despierte antes de que sea demasiado tarde.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  16. Nando: esperemos que este pueblo reaccione a tiempo. Nos la jugamos.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  17. Emejota: y la dignidad y las propias creencias... Alguno hasta se llama cristiano y sale en las procesiones. ¡Hay que tener la cara muy dura!
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  18. Manuel: yo creo que la gente se está hartando y que las cosas van a cambiar. Esperemos.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  19. Antorelo: yo creo que tampoco me lo merezco. De hecho no les he votado ni a éstos ni a los anteriores, así que responsabilidad en las fechorías no la tengo.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  20. ¡NO!
    No nos lo merecemos. Ingeniosa lápida no hace falta más comentarios. La pena es que lo saben y no hacen nada por remediarlo...¡Qué se vayan..ya!

    Besicos.

    ResponderEliminar
  21. Cabopá: yo tampoco, porque entre otras cosas no les he votado, ni a estos ni a los de antes ni a los de la Casa Real.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  22. Hum...algo habremos hecho,sí...pero no, nos merecemos esta gentuza. Nadie se la merece.


    Buen domingo

    ResponderEliminar
  23. Alma: yo creo que tampoco nos lo merecemos, pero parece ser la moda.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  24. No, Cayetano. Ellos no se merecen ni un voto. Nuestro sistema democrático falla, se nos ha ido de las manos. Y aguantar tanto, cansa.
    Algún día...

    ResponderEliminar
  25. Me pregunto si la golfería es parte de la naturaleza humana y la honradez es algo raro, propio de algunos raros.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  26. Fº Javier: y no sólo me refiero a los que tienen responsabilidades de gobierno en la nación, en las comunidades autónomas, en los ayuntamientos. También entre muchos miembros de la oposición, de instituciones del Estado... En fin, como para no parar.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  27. Juan: debe ser eso que dices. Ya lo decía Quevedo, puestos a robar..."robemos todos".
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  28. Claro que nos los merecemos. Han sido elegidos democráticamente.
    Un saludo, Cayetano

    ResponderEliminar
  29. Mi querido Cayetano, honradez, decencia, honestidad, pundonor, vergüenza, decencia, integridad moral... es lo que esta gente no ha tenido en su vida.
    ¡Qué lástima de país con políticos como estos!
    Mil bicos.

    ResponderEliminar
  30. Nonsei: cuando hablo de corruptos y sinvergüenzas no me refiero sólo a una parte de un determinado partido político, sino también a esos otros que medran a la sombra de los gobiernos de turno y a otros que están en la oposición. Fíjate que bajo el epitafio no pongo un grupo concreto.
    Y creo que no nos merecemos que haya gente que se aproveche de su situación para enriquecerse ilegítimamente.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  31. Profedegriego: una lástima que nuestro país esté en manos de ellos.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  32. Yo tampoco me refería a un partido concreto, Cayetano. No creo que los políticos sean una casta, como se dice ahora. No viven al margen de la sociedad, y si están donde están es porque el pueblo les ha votado. Y aunque suene duro, el pueblo lo que quiere es que todo siga como siempre, o como mucho aquello de cambiar algo para que no cambie nada.
    Ahora está de moda criticar los derroches de dinero público, por ejemplo, pero de lo que parece que nos hemos olvidado todos es de que aquellos derroches daban votos y hacían ganar elecciones.
    Claro que tenemos lo que nos merecemos.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  33. Nonsei: un tema para no acabar nunca. Los ciudadanos que pagamos puntualmente nuestros impuestos creo que merecemos explicaciones de vez en cuando, sobre todo cuando hay personas que se están forrando a costa del dinero público. Tampoco es de recibo que un partido gane las elecciones y haga todo lo contrario de lo que dijo que iba a hacer. Eso no da legitimidad precisamente.
    Por esa misma regla de tres, era legítimo lo que hizo Hitler tras ganar las elecciones. Por salir elegido no tenía derecho a cargarse la democracia. Eso es jugar sucio, porque de esa forma nadie le podría echar del poder democráticamente.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  34. Me jugaría mi paga extra a que si hubiese elecciones mañana el partido que hizo lo contrario de lo que dijo que iba a hacer volvería a ganarlas.
    Yo no estoy decepcionado con los políticos, lo estoy con la sociedad.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  35. Nonsei: posiblemente. Los votantes son así. Muchos volverían a votar a los mismos porque tampoco se fían de los otros, que también la liaron buena. Ganarían de nuevo, aunque no ya por mayoría absoluta. Tendrían que pactar. ¿Y con quién lo harían? ¿Con los que han dicho que se quieren ir? Los dos partidos mayoritarios se han pasado la vida permitiendo que las minorías nacionalistas tuvieran la llave de la gobernabilidad en nuestro país. En fin... lamentable.
    Un saludo.

    ResponderEliminar