martes, 14 de agosto de 2018

Preparando el blog

Cádiz. Foto del autor

Ya vamos calentando motores. Volvemos en septiembre con el blog remozado. De "Historias que no son cuentos" a "Cuentos que pueden ser historias". El anterior tenía demasiada madera. Ya cansaba. Las tablas que, en un principio daban un tono de mayor calidez, se fueron convirtiendo en algo cerrado y agobiante como las cajas de embalaje o esas otras reservadas como morada final tras el fatídico día. Por eso he sustituido el fondo por otro más libre y acuoso, con esas gotitas que salpican  por todas partes y esa imagen de la cabecera con el mar de fondo...
Nos vemos muy pronto.

26 comentarios:

  1. Primera máxima: No des explicaciones.
    Segunda máxima : si las das, no valdrán para nada.
    Tercera máxima : Siempre te pediremos más explicaciones a las dadas, nunca estamos saciados.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, jejeje. No sabía como justificarme a mí mismo por quitar las tablas del fondo.
      Abrazos, Miquel.

      Eliminar
  2. Ole, ole y ole salero, que para eso andas por tierras andaluzas. Precioso cambio, si señor.
    Hoy se me ha ocurrido "tirarme de cabeza al bloguerío", ya veremos si consigo mantenerme!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En el fondo, la foto es de hace dos o tres años; pero sigue siendo la misma.
      Un abrazo, Emejota.

      Eliminar
  3. Bien, Cayetano, renovarse o morir; ahora esperamos tus nuevas aportaciones.
    Salud

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De momento he renovado el marco, la apariencia, la estética formal... El contenido seguirá siendo un producto consecuente de las habilidades o desmadres de su autor. Jejeje.
      La foto de cabecera del blog ha sido convenientemente recortada para que sus proporciones se acerquen lo más posible al número áureo.
      Un abrazo, Francesc.

      Eliminar
  4. Cayetano:
    Aquí esperamos el "remozado" blog :D, auqnue quizás para un ratón de biblioteca como yo, no estaba incómodo con los libros. De todas formas, los tengo en casa en la portada de uno de los libros tuyos.

    Saludos. La imagen del fondo me gusta también

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La renovación es más estética que otra cosa.
      Un saludo, Manuel.

      Eliminar
  5. Nos vemos pronto, cuento los días. Me alegro de esta renovación, enhorabuena.

    Besos

    ResponderEliminar
  6. ¡Qué nervios! ¿Qué nos traerá esta nueva temporada? ¡Ay, madre!

    ResponderEliminar
  7. La fotografía es magnífica, Cayetano

    Ya falta poco
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  8. El mar es insondable, siempre en movimiento y tiene algo de relajante y a la vez que de furioso. Además une orillas opuestas, así que se convierte en camino. Cuando está tranquilo se puede uno bañar en él y cuando se enfuerece es capaz de destruirlo todo. Lo contrario, vamos, de las cajas cerradas e inamovibles.
    Te esperamos.
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cierto. Lo que a veces sugiere abrigo, refugio o amparo se puede convertir en agobio, jaula o límite. Mejor el mar abierto.
      Un saludo, Carmen.

      Eliminar
  9. Renovarse o morir. Me gustan los cambios.
    Esperando a septiembre para que nos cuentes lo que has visto desde la garita.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De momento, el cambio es estético. Veremos que nos depara el destino.
      Un saludo, El tejón.

      Eliminar
  10. Saludos en la nueva etapa.
    Afila el teclado, esperamos muchas cosas buenas de esa mente ágil y divertida. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  11. Me gusta el cambio, es mas luminoso. De vez en cuando hay que reinventarse. Espero con impaciencia lo demás cambios.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  12. Pues aquí estamos esperándote. Ahora es más fresco... y en estas fechas se agradece.
    Un abrazo maestro

    ResponderEliminar
  13. Respuestas
    1. Un saludo, DLT. Como dice el chiste "virgencita, virgencita, que me quede como estoy." A veces es mejor no cambiar. Este será sobre todo un cambio formal, de estética más que otra cosa.

      Eliminar