lunes, 10 de noviembre de 2014

Aniversario


Noche del 9 al 10 de noviembre de 1938. 
La "noche de los cristales rotos."
En muchas ciudades alemanas miles de establecimientos, sinagogas, cementerios y domicilios judíos fueron asaltados, saqueados y destrozados. 
Aunque el gobierno alemán quiso presentar los hechos como una revuelta espontánea ciudadana, lo cierto es que contaba con el consentimiento y apoyo de las autoridades y de las SS. 
Este hecho, que sembró las calles de terror y miedo, fue el inicio del holocausto judío. 
Mucha gente fue golpeada. Hubo asesinatos y violaciones. Los nazis culparon a los judíos de haber provocado indirectamente con su actitud el asalto (Eso de culpabilizar a las víctimas creará escuela). A muchos violadores se les detuvo, no por este delito, sino por contravenir las leyes sobre pureza racial ya que habían mantenido “relaciones sexuales” ilícitas con mujeres judías.

44 comentarios:

  1. Estamos cercanos a algo parecido, parece que este 'tiempo feliz' que en su mayor parte ha sido la Transición no era más que el sustento de un bocadillo cuyos dos panes son dos dictaduras. Veo nuestro futuro político y social muy negro, me perdonará Vd. pero el pesimismo inunda todo mi ser.

    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esperemos que no se cumplan los peores presagios y que ningún colectivo vuelva a pasar por esa situación tan horrible.
      Un saludo.

      Eliminar
  2. Un recuerdo terrible, y la última oración me parece tan vergonzosa...Son de esos pensamientos que uno no puede imaginar cómo han sido elaborados: un violador culpable por no haber violado a una mujer de su raza? Vaya! Qué atrocidad!
    Saludos Cayetano!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La maldad desatada no tiene límites.
      Un saludo.

      Eliminar
  3. Horrible recuerdo. Si, lo de culpabilizar a la víctima creo escuela... como otras cuantas "enseñanzas" de maese Goebbels.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un gran maestro para muchos.
      Un saludo.

      Eliminar
    2. Los viejos sobran en semejantes sociedades.

      Eliminar
    3. Depende de la raza. Los judíos sobraban todos, grandes y chicos.
      Un saludo, Emejota.

      Eliminar
  4. La noche de la infamia. Una muestra palpable de hasta que punto puede llevar el fanatismo y el adoctrinamiento a la sinrazón...
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una pesadilla que podría repetirse si las condiciones le son favorables.
      Un saludo.

      Eliminar
  5. Perdón, pero... qué mierda.
    Un abrazo.
    HD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mierda y de las gordas.
      Un saludo , míster Dib.

      Eliminar
  6. Un día sin nada que celebrar, al parecer. Lástima que queden aún sueltos tantos discípulos dispuestos a volver a emprenderla.

    Feliz comienzo de semana.

    Bisous

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre condenados a tropezar con la misma piedra. No aprendemos.
      Un saludo, madame.

      Eliminar
  7. Con ser lo que narras algo asqueroso y vergonzoso para el ser humano como especie animal, me parece aun mas horrible la reacción del pueblo alemán que miró para otro lado. ¿Les suena esta no acción?

    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No te falta razón. La gente asiste impasible al desmantelamiento del Estado del bienestar y al robo organizado - aquí y en Cataluña- y, entretenida con otros cuentos, está tardando en reaccionar o bien apunta sus iras en otra dirección. Cuando nos queramos dar cuenta, se acabó lo que se daba. Y ya será tarde.
      Un saludo.

      Eliminar
  8. También esa noche, hace 25 años, se comenzó a derribar el Muro de Berlín.
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y esta noche algunos andan empeñados en levantar nuevos muros: el de la incomunicación y el de la segregación.
      Un saludo.

      Eliminar
  9. :( Es curioso que el muro de Berlín fuera a caer justo en un aniversario de la noche de los cristales rotos y todavía más curioso que nos comportemos como si ninguna de esas fechas nos hubiera enseñado nada.

    Un abrazo, Cayetano

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Parece que las fechas andan algo malditas.
      Un abrazo, Adra.

      Eliminar
  10. Recuerdo la película, en aquelos años que se daban en los cines de "arte y ensayo", sin doblar, difícil de entender pero salías muy mal del cine, escalofriante...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las imágenes valen más que mil palabras, sobre todo cuando son tan duras.
      Un saludo.

      Eliminar
  11. Lo peor es que no aprendemos y sucesos parecidos se siguen repitiendo.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por eso traje esta entrada. Oportuna por varias razones.
      Un saludo, Antorelo.

      Eliminar
  12. Triste aniversario. Sería bueno que el recuerdo de la barbarie sirviera para que el ser humano aprendiera y no se volvieran a repetir las actitudes del pasado que llevaron a atrocidades como el holocausto pero, por desgracia se siguen cometiendo en nombre de no se sabe qué las mismas salvajadas.

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me da la sensación de que el ser humano aprende poco de los errores cometidos anteriormente. Por nosotros que no quede.
      Un saludo, Ambar.

      Eliminar
  13. Una vergüenza para la Historia de la humanidad pero lástima, no sirvió para nada. El odio campea a sus anchas, la sangre corre por tantos suelos.... el dolor sigue atando el corazón de mucha gente. Ahora impera el ojo por ojo y así, como dijo Gandhi: El mundo se quedará tuerto.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En todo caso, sirve de ejemplo para algunos durante un tiempo. Luego se olvida.
      Un abrazo, Arantza.

      Eliminar
  14. Hola Cayetano:

    Ya ves. Muchas veces la mala política usa en su beneficio situaciones como estas, donde la culpa fue de un sector. En Venezuela ocurre algo similar actualmente...Incluso más cerca...

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De momento, genocidios como el judío... Pocos en la historia. Afortunadamente.
      Un saludo.

      Eliminar
  15. Un triste aniversario, Cayetano. El principio de una barbarie de enormes dimensiones.
    Unas revueltas que fueron valoradas de manera muy distinta en España.
    La parte republicana, las condenó. Y, por el contrario el bando rebelde (y que nos gobernó durante cuatro décadas) las justificó. Curioso, ¿verdad?. O no.

    Abrazos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy curioso resulta el que algunos pudieran justificar esta salvajada. Culpabilizar a las víctimas se convirtió a partir de entonces en una práctica que llega hasta nuestros días.
      Un saludo.

      Eliminar
  16. Kaixo Cayetano:
    Es curioso saber como sabemos quienes fueron los incitadores y preparadores de aquel infausto suceso pero siempre nos olvidamos de los complices de aquellos Chamberlain ,Lebrun y por que no Roosevelt ampararon esos actos mirando para otro lado , dando por bueno el refran castellano de “quien calla otorga” y metiendo dentro de este saco a otro actor mucho mas conocido y no menos poderoso Pio XII (al fin y al cabo la iglesia catolica nunca perdonara a los judios de ser los asesinos de Jesucristo, por mucho que prediquen que murio para salvarnos osea se sacrifico) lo que la noche tan fatidica no les sorprendio tampoco les sorprendio el descubrimiento de la “solucion final” yo creo que es mas no les vino nada mal asi se precipitaban los acontecimientos , creian tener mas cartas para vencer a ese pequeño aleman aullador.
    Lo que luego descubrieron que ese pequeñin junto con toda la crisis del 29 y las medidas tan draconianas impuestas en Versalles en el 18 fueron un caldo de cultivo atroz que cada dictadorzuelo europeo hiciera de su capa un sayo.
    Un saludo Cayetano.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes mucha razón, Joxean, la "política de apaciguamiento" consistió en realidad en mirar para otro lado. Culpable fue uno, pero cómplices fueron muchos.
      Un saludo.

      Eliminar
  17. Se abría la caja de los truenos y ya no había forma de pararla. El "sálvese quien pueda" debió de resonar en las conciencias de muchos de los represaliados, pero nadie sabía lo que se les avecinaba.
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si al menos esta historia sirviera para no caer en los mismos errores...
      Un saludo.

      Eliminar
  18. Y es que siempre es los mismo, desde el incendio de Roma en tiempos de Nerón, parecemos empeñados aplastara a los débiles, por una y otra razón. Y parece que no aprendemos nunca la lección. Ojalá algún día contemplemos estas nefastas efemérides como simples hechos de la historia sin el temor a que puedan volverse a repetir. Este aniversario por lo trajo después fue especialmente deplorable.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo creo que a nivel colctivo no aprendemos porque la crueldad va en la condición humana.
      Un saludo.

      Eliminar
  19. Caray , que coraje! sin duda cosas que no deberian volver nunca mas!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pero volverán, porque la crueldad no admite lecciones.
      Un saludo.

      Eliminar
  20. Me sumo al recuerdo de lo que sufrió tanta gente y a no olvidar que la maldad de cualquier maltratador que acaba asesinando, siempre empieza por la manipulación del lenguaje. “¿Qué yo te he pegado? Si ha sido un simple empujoncito de nada…”
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Como decía aquel presidente norteamericano tan fanfarrón... aplicaremos a los presos para qie confiesen una "moderada presión física". O algo parecido.
      Un saludo.

      Eliminar
  21. Buen artículo.Pocos recuerdan ese episodio. Mucho me gustaría que lo leyera Herman Schiller , escritor que siempre lo tiene presente y focaliza el hecho con tu misma óptica.
    "Culpabilizar a las víctimas" creará escuela".Tal cual.
    Triste aniversario pero necesario recordarlo.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si olvidamos lo que pasó, estamos perdidos.
      Un abrazo, Carmela.

      Eliminar